“La calidad de vida de una persona con autismo depende del conocimiento que la sociedad tenga de esta”. Theo Peeters.

lunes, 23 de septiembre de 2013

Autismo y trastorno de déficit de atención/hiperactividad: convergencias y divergencias. Genética.

El trastorno de déficit de atención/hiperactividad (TDAH) y el trastorno del espectro autista (TEA), de acuerdo con el DSM-5, son entidades distintas cuyo diagnóstico conjunto en un mismo individuo estaba vedado en versiones anteriores del DSM. No obstante, durante las dos últimas décadas se ha mantenido un debate sobre los límites entre uno y otro trastorno, a pesar de que no cabe ninguna objeción de que TDAH y TEA son fenotipos clínicos y cognitivos distintos, por una razón tan obvia como es el hecho de que se han definido de manera claramente distinta. Por lo tanto, desde una perspectiva anclada en una visión puramente fenomenológica, no existiría razón alguna para cuestionar la independencia entre uno y otro trastorno.

Puesto que en la actualidad no se puede dar por resuelta la discusión sobre convergencia entre TDAH y TEA, este trabajo se plantea revisar a partir de las aportaciones de la genética cuál es la ubicación nosológica de ambos trastornos.

Se revisan los principales estudios que han abordado la cuestión planteada. Los datos recogidos coinciden en un solapamiento genético entre TDAH y TEA, mediatizado por mecanismos moleculares comunes que inciden a la vez en uno y otro trastorno. Las conclusiones que se desprenden de la recopilación de los datos de los que se disponen orientan hacia un nuevo modelo conceptual no sólo para el TDAH y el TEA, sino para los trastornos mentales complejos en general. Esta línea de investigación transformará el modo de entender y, casi con toda certeza, abrirá nuevas perspectivas en el tratamiento de los trastornos mentales.