“La calidad de vida de una persona con autismo depende del conocimiento que la sociedad tenga de esta”. Theo Peeters.

miércoles, 1 de julio de 2015

Relación entre cesáreas y riesgo de autismo no es causal.

Aunque los niños que nacen por cesárea son un 20 por ciento más propensos a que les diagnostiquen un trastorno del espectro del autismo (TEA), un nuevo estudio atribuye esa relación a factores genéticos o ambientales desconocidos.

"Nos gustaría decirles a las madres y a sus médicos que el riesgo de autismo es muy bajo y que la cesárea es un procedimiento muy seguro que puede salvar vidas", dijo vía e-mail la doctora Louise C. Kenny, del Centro Irlandés de Investigación Traslacional Fetal y Neonatal de la Universidad de Cork.

Con su equipo, Kenny analizó partos de feto único en Suecia entre 1982-2010 con datos del Registro Médico de Nacimientos, el Registro Nacional de Pacientes y el Registro Multigeneracional.

El equipo organizó los datos de acuerdo con el tipo departo: parto vaginal sin asistencia (PV), PV asistido, cesárea electiva y cesárea de emergencia.

En total, 2,16 millones de niños habían nacido por PV; 196.058 niños habían nacido por PV asistido; 164.305 de niños había nacido por cesárea electiva y 175.803 habían nacido con una cesárea de emergencia. El 1 por ciento de los niños tenía TEA y la edad promedio del diagnóstico era 12 años.

Tras ajustar los datos de acuerdo con el año de nacimiento, el equipo calculó el HR para cada categoría con respecto del PV:1,39 para la cesárea electiva; 1,40 para la cesárea de emergencia y 1,18 para el PV asistido, según publica en JAMA Psychiatry.

Además, la cesárea electiva y de emergencia estaba asociada con el TEA (con o sin discapacidad intelectual). Al analizar los datos de los pares de hermanos, los autores identificaron 13.411 pares discordantes para el TEA y 2.555 pares discordantes para el tipo de parto. No hallaron una relación entre el PV asistido o la cesárea electiva con el TEA luego del ajuste parcial o total de los datos.

Pero la cesárea de emergencia estuvo asociada con el TEA luego, solamente, del ajuste parcial de los datos.
"El estudio replica hallazgos previos de que los niños que nacen por cesárea son aproximadamente un 20 por ciento más propensos a que les diagnostiquen TEA tras considerar los factores confundentes conocidos", sostuvo el equipo.

"Aun así, la ausencia de una relación en los análisis con un grupo control de hermanos quiere decir que esta asociación no es causal y, por lo tanto, se debe a factores genéticos o ambientales desconocidos", concluyó.
Para Kenny, "la mayoría, si no todo el riesgo de padecer autismo estaría asociado con los motivos de la cesárea, en lugar del tipo de parto per sé".


Enlace original